GREMAG: una alternativa para producir alimentos con calidad


No es la panacea, ni una solución mágica, pero por más de 10 años ha demostrado ser una tecnología eficaz y económicamente rentable para los productores de alimentos de Santiago de Cuba.

El Centro Nacional de Electromagnetismo Aplicado es la institución creadora, científicamente ha introducido su uso en las casas de cultivos tapados, siendo Campo Antena su principal ejemplo, y actualmente en conjunto con la Estación de Investigaciones de la Caña de Azúcar ETICA de Palma Soriano indaga su utilización en organopónicos.  

Sin embargo, aún persisten las dudas sobre la utilidad del agua tratada magnéticamente en la agricultura, de ahí que del 9 al 13 de julio se desarrollará en el Centro Nacional de Electromagnetismo Aplicado de la Universidad de Oriente el curso “Aplicación de los campos magnéticos en la agricultura” el que está dirigido a la capacitación de los productores agrícolas en relación con el uso del GREMAG.

Según Rebeca Conde García, directora de transferencia de tecnología de la mencionada institución, entre las bondades está la de adaptarse a cualquier sistema de riego “es además una tecnología sostenible, se recupera en corto plazo la inversión, es muy noble, no contamina el medio ambiente, favorece que la planta absorba los nutrientes del suelo lo que genera mayor productividad y rendimiento, se evitan las puntas quemadas que son parámetros de calidad, la que se supera en los organopónicos en casas tapadas”.

Igualmente el GREMAG posibilita el incremento de un 25 % de la productividad en el rendimiento por ciclo de cosecha, incrementa el número de frutos y su calidad, permite la disminución del tiempo necesario para la recogida de los productos agrícolas y mayor resistencia de las plantas a las enfermedades que afectan los cultivos.

Desde principios de la década de los años 80 comenzaron a publicarse trabajos científicos que demuestran que los sistemas vivos, desde microorganismos hasta organismos superiores, son sensibles a campos magnéticos. No obstante, suscita numerosas dudas.

Señala la MSc. Elizabeth Isaac Alemán, investigadora del CNEA, que “la interacción de estos campos en cada nivel del organismo con estructuras cada vez más complejas, hace más difícil su descripción e interpretación, por lo que aún no se han podido contestar innumerables interrogantes que se presentan a la hora de explicar el o los mecanismos biofísicos de acción, a pesar de la existencia de muchas hipótesis sobre tales aspectos”.

Hoy el Centro Nacional de Electromagnetismo Aplicado realiza investigaciones en otros sistemas de cultivos como organopónicos, viveros, parcelas y casas de aclimatización que demuestran su completa compatibilidad con los ecosistemas pues esta tecnología no agrede al suelo, al aire, al agua, ni al hombre.

One thought on “GREMAG: una alternativa para producir alimentos con calidad

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s