Renovación para una ciudad que no envejece


trabajos_55_aniversario_de_la_revolucion

Santiago de Cuba, dic 15.- Celebrar el 55 aniversario del triunfo de la Revolución Cubana exhibiendo una urbe más engalanada y acogedora, es el nuevo reto de la provincia de Santiago de Cuba.

Por tal propósito, diversos inmuebles ubicados en los alrededores del Parque Céspedes, sede de los festejos por el Día de la Victoria, son objeto de importantes labores de restauración.

La Casa del Ajedrez, edificio colonial del siglo XVIII necesitado de una significativa acción constructiva por su antigüedad y deterioro, es una de las obras del citado espacio urbano que recibirá la trascendental fecha histórica luciendo aires de renovación.

“En el local se realiza un mantenimiento capital que prevé terminarse para finales de mes. Ya se restauró la cubierta de tejas criollas, se fundió una losa de entrepiso, se cuenta con el mobiliario de ambientación nuevo y se trabaja en la carpintería de la fachada, para luego dar el acabado con pintura”, explicó a Sierra Maestra Hugo Bartolomé López, técnico en inversiones de la Dirección Municipal de Deportes.

Ansioso porque concluyan las actividades de restauración para reabrir las puertas al público, José Reyes Valdés, subdirector de la Casa del Ajedrez, manifiesta que “ahora la instalación será más confortable, con un salón principal, un patio interior y un aula docente, completamente remozados, y una sala de exposiciones nueva, para beneplácito de los aficionados al juego ciencia.”

Además agregó que “las acciones constructivas permitirán a los instructores de la Casa, buscar nuevos talentos en el municipio y desarrollarlos, así como efectuar en el recinto los campeonatos distritales y municipales de ajedrez. También el acondicionamiento del patio interior posibilitará la realización de simultáneas entre las diferentes escuelas y combinados deportivos.”

Quienes regularmente acuden a la casona, el año próximo se beneficiarán de los servicios gastronómicos de una cafetería que se construirá en el ala izquierda de la institución, según declaraciones de Bartolomé López.

El inmueble que ocupa la Casa del Ajedrez atesora una rica historia. En tiempos pasados fue domicilio de algunas personalidades de la ciudad y fungió como Círculo Social del Centro Gallego en Santiago de Cuba. Es considerada como la segunda edificación más antigua de la Ciudad Héroe, después de la ocupada por el Museo de Ambiente Histórico Cubano.

Esta última, también es objeto de una profunda labor de conservación por su alto nivel de deterioro.

Bárbaro Boris Hechavarría, jefe de brigada de la Empresa de Construcción y Montaje (ECOM), al referirse a las actividades que se llevan a cabo en el museo, explicó que “actualmente se cuenta con una fuerza de trabajo de 10 hombres entre albañiles y ayudantes que están dando macilla y marmolina en todas las paredes, sustituyendo los pisos en mal estado y restaurando la carpintería dañada.”

La vivienda, por su importancia histórica y arquitectónica, es reconocida como una de las edificaciones del entrono de grado uno de protección -máxima valoración del patrimonio-, por esto se hace indispensable atender con detenimiento cada detalle de la obra para preservar sus particularidades distintivas.

Aún cuando las acciones de conservación en el Museo de Ambiente Histórico Cubano presentan 16 días de atraso, por la falta de losas de dos colores para el piso, los trabajos deben de concluirse próximamente, según estimados del especialista Boris Hechavarría.

De igual manera, se realizan importantes labores en la fachada de la casa municipal de cultura Miguel Matamoros, que en una segunda etapa se extenderán a su interior, calificado desde el punto de vista arquitectónico por el Conservador de la Ciudad Omar López Rodríguez, Premio Nacional de Arquitectura 2001, como el más bello de la provincia, pese a los serios daños estructurales que presenta desde el terremoto que azotó a Santiago de Cuba en 1932.

Otros inmuebles singulares de este espacio urbano como la Iglesia Basílica Catedral y el Ayuntamiento se rehabilitan como parte del abarcador plan de intervención a escala urbana dirigido por la Oficina del Conservador de la Ciudad, cuyo costo total se valora en más de 4 millones de pesos en moneda nacional y convertible.

Los deseos de construir un Santiago más digno de sus tradiciones se apropian del corazón de cada hijo de esta ilustre tierra, por eso trabajadores de diferentes organismos y empresas del territorio, unen sus esfuerzos para renovar una ciudad que se niega a envejecer pese a sus casi 500 años de existencia.

* Escrito por Luis Ángel Rondón / Foto Miguel Rubiera

One thought on “Renovación para una ciudad que no envejece

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s